Vida sostenible

¡Queremos Verde brota de nuevo!

30 mar , 2015  

Queremos Verde brota de nuevo

¡Queremos Verde brota de nuevo!

Tras una época en la que por diversas circunstancias el proyecto se ha quedado parado, hemos vuelto a la carga.

Hace poco pudistéis ver un artículo con la misma idea… pero fue un regreso que duró poco.

Tuvimos de nuevo problemas técnicos que nos hicieron aparcar el proyecto por algún tiempo.

Así como tener que cancelar nuestro proyecto de crear una red social especializada en consumo ecológico y sostenible… aunque estamos trabajando para volver a ponerla en marcha.

queremos-verde-red-social-consumo-verde

Así era la portada de nuestra red social.

Ahora, tras algún tiempo, podemos decir que estos problemillas están solucionados y que nuestro viaje sigue adelante.

Hemos tenido también cambios en el equipo, aunque las ganas y la ilusión siguen intactas.

Nuevas ideas y proyectos

En esta nueva etapa, venimos con nuevas ideas con las que queremos fomentar el consumo de productos ecológicos y una forma de vida saludable y sostenible.

En esta nueva etapa queremos que los negocios ecológicos tengan una mayor presencia en el proyecto.

Creemos que una buena forma de salir de esta crisis, no, la crisis no es historia a pesar de lo que algunos digan, es fomentar el consumo ecológico y de proximidad.

Los negocios ecológicos, necesitan todo el apoyo posible para acercarnos sus productos y al mismo tiempo, crear un tejido empresarial que proteja las economías locales creando puestos de trabajo estables y dignos.

También queremos apoyar a las instituciones que se dedican a proteger el medio ambiente y fomentar una vida saludable. Cuanta más información tengamos a nuestro alcance mejores serán las decisiones que tomemos para conseguir nuestro bienestar.

Queremos Verde hemos vuelto

Y por supuesto, queremos estar más cerca de ti.

De ti que has seguido apoyándonos en esos momentos en que las cosas no pintaban muy bien para nosotros. En esos momentos en los que hemos estado fuera de combate.

Por eso queremos decirte, una y mil veces…

¡¡¡¡Gracias!!!

Gracias por tu apoyo, por tu ánimo, por seguir visitando Queremos Verde, por seguir retuiteando, por seguir haciendo click en “me gusta“…

Gracias, gracias a todos por seguir ahí.

, , ,

Consumo ecológico

queremosverde.com la red social de consumo verde y sostenible

16 mar , 2012  

Actualizado abril de 2015

Por diversas circunstancias hemos cancelado temporalmente el proyecto de la red social.

Seguimos trabajando en ello para ofreceros algo mejor, esperamos que muy pronto.

Muchas gracias por vuestro apoyo y sentimos las molestias que os hayamos podido causar.

El equipo de Queremos Verde.


 

 

Hoy estamos muy contentos en queremosverde.com de poder presentaros nuestra red social de consumo verde.

Desde que hace casi un par de años una tarde decidimos empezar con el proyecto, hemos ido madurando varias ideas para poder crear un espacio en el que el consumo ecológico fuera el centro.

Hoy por fin, podemos decir que nuestra idea ha tomado cuerpo, con forma de red social, que podéis visitar en queremosverde.com/rs

queremos-verde-red-social-consumo-verde

queremosverde.com es tu red de consumo verde

¿Por qué una red social?

En principio, nuestra idea principal fue crear un directorio en el que se pudiesen encontrar las empresas ecológicas. Pero nos faltaba algo.

¿Cómo iban a interactuar con los lectores?¿Cómo pueden intercambiar dos personas consejos sobre cómo cultivar un macetohuerto? ¿Cómo podrían dar a conocer los talleres que organizan?

Por eso, nos hemos decidido finalmente por crear una red social enfocada al consumo verde. Porque con una red social, ambas partes pueden conocerse, ponerse cara y construir una relación más allá del mero intercambio producto-dinero.

¿Una red social especializada en consumo verde?

Sí, una red en la que el centro de todo es el consumo verde y sostenible. Entendido no únicamente como comprar productos ecológicos, si no un lugar en el que compartir experiencias, hábitos y consejos para una vida sana y sostenible.

Así puedes estar seguro que los amigos que vas a encontrar en esta red social tienen los mismos intereses e inquietudes ecológicas que tú.

¿Quién puede registrarse?

Como el consumo verde lo forman por un lado los consumidores responsables y por otro las empresas e instituciones comprometidas con el consumo sostenible, ambos tienen cabida en la red social de queremosverde.com

En el caso de los consumidores, siempre que seas mayor de edad, lo que pedimos es que trates a los demás como te gustaría que te tratasen a ti.

Y si eres productor, eres el dueño de un negocio o colaboras con alguna institución, lo que te pedimos es que únicamente compartas los productos o servicios, eventos, etc… que sean ecológicos y sostenibles.

queremos-verde-red-social-perfil

¿Qué puedo hacer en la red social de queremosverde.com?

Entre lo que te ofrecemos en la red social de queremosverde.com vas a poder hablar con otros usuarios de la red, subir tus fotos, publicar eventos, crear grupos, crear tu blog, tus páginas…

Y si tienes un negocio puedes aprovechar todas estas herramientas por ejemplo para mostrar tus productos, dar a conocer las ferias en las que participes, lanzar promociones, crear el blog de tu negocio…

Esto, por el momento es cuánto ofrecemos, pero según lo que nos vayáis pidiendo, y creamos que puede ser útil para hacer crecer la red, iremos añadiendo más funcionalidades y servicios que iremos desarrollando.

Y esto… ¿cuánto cuesta?

El registro es totalmente gratuito, tanto para los usuarios como para los negocios.

Creemos que una forma de fomentar el consumo verde es facilitar al máximo el contacto entre consumidor-empresa por lo que ambos pueden crear gratuitamente una cuenta y utilizar los servicios que ofrecemos.

Dicho esto sólo nos queda animaros a que os registréis y nos vayáis contando qué os parece y cómo podemos mejorar para que el consumo verde cada día esté más extendido.

, , , , , , , , , , , ,

Ecodiseño

Ecofashion y ecodesign se hacen un hueco en queremosverde.com

28 nov , 2011  

En queremosverde.com creemos que existe una forma de consumo ecológico que nos puede llevar a un mundo sostenible y verde.

A menudo solemos hablar sobre ecomoda y ecodiseño ,o ecofashion y ecodesign, que es más internacional. Pero nunca podemos extendernos tanto como quisiéramos por la variedad de temas ecológicos que queremos compartir con vosotros.

En queremosverde.com queremos que podáis estar al día sobre los temas ecológicos que os interesan.

En primer lugar hemos puesto a vuestra disposición nuestro calendario ecológico colaborativo, en el que podéis subir las ferias, charlas, talleres, mercados, actividades ecológicas… que vayáis a participar, conozcáis o queráis dar más difusión.

Y ahora os traemos dos nuevas cuentas de Twitter en las que os iremos contanto tweet a tweet todas las noticias que tengamos conocimiento sobre ecofashion y ecodesign.

En @qv_ecofashion podéis seguir las noticias de ecofashion de todo el mundo, tan fácil como seguir la cuenta y en ya tendrás en tu timeline la actualidad de la moda más verde.

También puedes estar al tanto de todas las novedades en

ecodesign siguiendo a la cuenta @qv_ecodesign. Todo el ecodiseño en una cuenta de Twitter.

Y por supuesto también tenemos nuestra cuenta principal en @queremosverde donde estamos encantados de que nos cuentes qué te parece nuestro blog, el calendario, qué sugerencias tienes…

, , , , , , , ,

Vida sostenible

Sevilla se vuelve verde. Ecosevilla.

24 oct , 2011  

Siempre se ha cantado aquello de -“Sevilla tiene un color especial”-, y dado el buen funcionamiento de Ecosevilla este fin de semana, podemos decir que el color de Sevilla es el verde, el color de la naturaleza, de la ecología y de la sostenibilidad.

Siendo esta la primera edición, la acogida y participación han sido extraordinarias, tanto por parte de los asistentes, encantados entre tanta alternativa a nuestro sistema actual de vida, como por parte de los expositores, verdaderos paladines, de esta cruzada, bravos y orgullosos de su trabajo y su manera de hacer las cosas.

Nada más entrar, se respiraba un aroma especial, y no me refiero sólo a los placeres gastronómicos que allí se podían degustar, si no a todo el positivismo y las ganas que tenían todas las personas que allí estaban, todas convencidas de que un mundo mejor es posible, y todos asistieron dispuestos a demostrarlo. De fondo se podían escuchar las risotadas de los talleres de risoterapia, y junto a ellos, los talleres infantiles, donde cantidad de chiquillos correteaban unos detrás de otros mientras en pequeños grupos otros niños se embadurnaban de barro y paja en los talleres de adobe para niños (¡me habría encantado pisotear el adobe como ellos!).

 

Caminando entre los diferentes stands pudimos encontrarnos con viejos conocidos de otras ferias y mercados, como fue el caso de Naturcup, con quien nos hizo mucha ilusión encontrarnos y volver a charlar sobre como avanzaba su proyecto, donde el principal producto son sus copas mentruales de fabricación española (eso es iniciativa, ¡aupa el producto patrio!).

Pudimos igualmente conocer muy diversos proyectos, algunos pequeños y otros mucho más grandes, me llamó especialmente la atención la iniciativa de Dinamo, papelería sostenible, un proyecto de dos personas con las ideas muy claras, mundo hay uno y nos tiene que durar siempre, y eso se ve reflejado en sus productos, libres de barnices, plomo o cloro y ofreciendo papeles reciclados o con certificaciones FSC de calidad al igual que otros muchísimos productos de papelería.

También nos encontramos a nuestros amigos de Cositas Buenas, y charlar con ellos si que es una cosa buena, nos hablaron de sus productos cosméticos y de higiene, ecológicos, sanos y respetuosos con nuestro planeta, no hay que contaminar para estar guap@. Hemos probamos en muy diversas ocasiones sus productos y os aseguramos que son fantásticos.

En uno de los stands conocimos a la gente de Trail Racing, especialistas en motos eléctricas y bicicletas, las cuales podías ver moviéndose con una soltura y un silencio que era una maravilla, y lo mejor de todo, sin contaminar lo más mínimo. Nos invitaron a conocer y probar algunas de sus motos, y no dudeis que iremos a hacerlo para contaros la experiencia.

Al lado de las motos algo que nos iba al pelo, todo tipo de sistemas energéticos renovables para el hogar, perfecto para cargar la batería de nuestra moto. La empresa en cuestión se llama Renovables del Sur, y ofrecen en su página web la posibilidad de calcular la cantidad de placas solares, molinos de viento, etc que necesitaremos para hacer nuestra casa mucho más eficiente.

Erán también muchos los stands de alimentación, tanto de comida envasada y productos de herboristería como pequeños productores y agricultores o representaciones de pequeños supermercados donde siempre es un gusto arrimarse y descubrir que nos es necesario acercarse un mango o un tomate a la nariz para olerlo, porque es tan sano y está tan bien madurado que su olor embriaga los pasillos de la feria. Y como no sólo de reportajes vive el hombre, también hicimos la compra y nos surtimos de frutas y verduras, stevia, productos de higiene y demás…

Se que en el tintero me dejo a muchos expositores (que me disculpen), ya que son muchos más de los que hemos nombrado los que estuvieron haciendo las delicias de los visitantes, tales como ecopan burguillos, ecocentro el arbol de la vida, Semillas Madre Tierra, Herboristerías Plantacar, Eco-halal, huevos El Espartizal, La Golondrina, Young living, Mandala Shoes, La Hilandera Cantarina o Triodos Bank entre otros…

Mil gracias a todos por vuestro trabajo diario y jamás perdáis esa ilusión por contruir un mundo mejor, y desde queremosverde.com, recordaros que estamos a vuestra disposición para lo que necesitéis.

, , , ,

Agricultura ecológica,Consumo ecológico

¿Por qué no empezamos a escribir el cuento en verde?

16 sep , 2011  

En los últimos artículos habéis podido comprobar que hemos hecho referencia al hecho de poder fortalecer y plantar cara a las crisis y factores externos que amenazan a las diferentes economías y países, y que, en último termino, terminamos afectados siempre los mismo, los que no disponemos de grandes fortunas para afrontar las continuas subidas del coste de la vida, y sobre todo, el poder ejercer los derechos más básicos de la alimentación y el tener un techo bajo el que dormir.

Este sistema está basado en un juego de suma cero, en el que uno gana a costa de lo que el otro pierde, y no sólo eso, si no que cada vez está más polarizado, creando cada día más distancia entre los que más tienen y los que cada vez que tienen menos. En contraposición a esta forma de entender el juego social y económico, tenemos un modelo de colaboración, en el que ambas partes colaboran para ganar y para salir beneficiadas, no para aprovecharse una de la otra, que ya sabemos quién es la que siempre sale perjudicada.

Por ello, hacemos hincapié en fomentar y difundir el consumo ecológico, de forma que utilizando sus propia cancha de juego y sus reglas, ocupar una parte del tablero, en la que obviamente no todo va a ser perfecto y un camino de rosas, pero sí una zona responsable y sostenible, preocupada por hacer perdurar este hábito de consumo y las conductas económicas sostenibles y ecológicas.

Los productores ecológicas y las empresas comprometidas con estos valores y que han descubierto este campo verde, en paralelismo al océano azul como se dice en la literatura económica y empresarial, poco a poco van ganando más peso en la economía, siendo de los pocos sectores que han crecido en plena crisis, y estando aún los porcentajes de consumo ecológico respecto al consumo total diez veces menos que por ejemplo Alemania y otros países europeos. A continuación, os dejamos con el documental “Cuéntame otro mundo”, en el que a través de varios ejemplos de empresas, agricultores y personas comprometidas comparten el día al vivir de esta forma eco-lógica.

Cuéntame otro mundo from AraInfo on Vimeo.

,

Agricultura ecológica

De solar municipal a huerta urbana

6 sep , 2011  

Poco a poco vamos comprobando que van surgiendo nuevos grupos de consumo ético y ecológico, los sistemas de fucionamiento pueden ser diversos, pero la finalidad es la misma, obtener un mundo mucho mejor, huyendo del mundo enfermo y decadente en el que nos hemos visto envueltos, todos esos grupos sienten la necesidad de “curar el mundo”, y si nos organizamos resulta mucho más sencillo, la unión hace la fuerza, ¿no?…

Dentro de los sistemas de funcionamiento de estos grupos, hay quienes hacen compras conjuntas a productores locales, o incluso existen grupos en los que entre sus filas cuentas con productores. Hay grupos que se organizan para sembrar sus propios alimentos… y estos últimos son los que nos atañen en el artículo de hoy… pensamos que es una muy buena idea, juntarse y sembrar nuestros propios alimentos, pero ¿qué sucede si no tenemos sitio donde hacerlo?…

Puede ser complicado, pero hay ayuntamientos que concienciados igual que sus vecinos ofrecen terrenos desaprovechados para huertas urbanas ecológicas, come es el caso, por ejemplo, de Güeñes, entre otros tantos municipios. Pero si estas propuestas no surgen del propio gobierno de nuestra ciudad podemos “echarle cara” y plantearle la cuestión, solicitando algún terreno con las características adecuadas para crear una huerta urbana, ya que son muchos los terrenos en desuso que suelen tener los ayuntamientos y que pueden reutilizarse para fines comunitarios mucho más apropiados.

Las huertas urbanas pueden organizarse o bien por parcelas gestionadas por familias, o bien de manera comunitaria, sirviéndose de un horario de trabajos y responsabilidades en la huerta urbana.

Dentro de la huertas urbanas, además, pueden llevarse a cabo muchas otras actividades, como por ejemplo, cursos de concienciación ecologista, agricultura ecológica, permacultura, para escuelas y vecinos, trueque, cursos de reciclaje, mercadillos, comidas comunitarias, etc…

En definitiva, organicémonos, y solicitemos esos terrenos abandonados para darles vida y gestionar nuestros propios alimentos, dando ejemplo de lo que puede llegar a hacerse con ganas y conciencia ecologista y como hemos dicho muchas otras veces, sembremos donde podamos y devolvámosle a la naturaleza su verde esplendor.

, , , , ,

Consumo ecológico

El consumo ecológico para cambiar el mundo

23 ago , 2011  

Es innegable que vivimos en una sociedad consumista en la que unas pocas grandes corporaciones aglutinan todo el poder comercial y económico.

Guerras, crisis, especulación… tienen detrás a estas corporaciones, que mediante lobbys imponen la modificación y creación de leyes con las que seguir aumentando su poder y su control sobre los gobiernos y organismos internacionales que en teoría deberían velar por la seguridad, el desarrollo y la salud de la población mundial.

¿Se puede hacer algo contra ello?

Sí. Utilicemos su principal arma para plantarles cara, el consumo.

Un consumo ecológico, sostenible y responsable.

En economías como la alemana, el sector ecológico representa un porcentaje importante del mercado total, y en España, es cada vez mayor el aporte de este sector al PIB, que ha pasado desde el 1,8% en 2008 a un 2,4% en 2010. Hecho que tiene mucha más importancia si tenemos en cuenta la crisis en la que estamos inmersos y a la que especialmente a España le está resultando difícil capear.

Viendo esta evolución, el consumo ecológico, es una vía de futuro para salir de la crisis, mejor dicho, de presente, pues pocos sectores pueden alardear de haber crecido por encima de un 15% los dos últimos años.

Simplificando mucho, todos conocemos las consecuencias del aumento en el consumo, pues aumentarán las necesidades de trabajo, y esos nuevos trabajadores aumentarán el consumo.

¿Y cómo va a ayudarnos este tipo de consumo de consumo frente a los grandes?

En primer lugar, con la calidad de los productos, sometidos a una serie de controles que aseguran su calidad, lo que les permite obtener las certificaciones pertinentes que los acreditan como ecológicos.

Como consecuencia, nuestro problemas de salud van a reducirse drásticamente, al igual que la contaminación ambiental por dejar de usar productos contaminantes y sustancias nocivas.

Los beneficios para la biodiversidad también son innegables, pues los productos que se cultivan son autóctonos, las especies de siempre, al modo tradicional, rescatando así especies vegetales y animales de la extinción.

Otro efecto, como consecuencia del modo de producción, y que estas grandes corporaciones controlan, es la distribución. Una distribución de ciclo corto, en la que la distancia geográfica entre productor y consumidor se acorta debido a las características del producto, y minimizando también la huella de carbono respecto al transporte de largas distancias.

Otra consecuencia económica es el fortalecimiento del tejido económico local. Fortaleciendo las PYMES se fortalece la economía en general, debemos recordar que “Según el Directorio Central de Empresas (DIRCE), a 1 de enero del año 2010 había en España 3.283.495 PYME (empresas comprendidas entre 0 y 249 asalariados). Es decir, el 99,88 por ciento de las 3.287.374 empresas que conforman el censo, excluida la agricultura y la pesca.

De forma que si se potencian frente a las multinacionales, las economías estarán más protegidas frente a las crisis y también ganarán más poder frente a los legisladores.

Pero estaréis todos pensando en la mismo… ¿estamos dispuestos a pagar más por estos productos?

El sobreprecio de los productos ecológicos, es el mismo que tiene cualquier producto de calidad, pues las materias primas en el caso de los elaborados, y la mano de obra necesaria para generar esas materias primas es mayor que cuando se produce de forma industrial.

Pero este sobrecoste, puede reducirse hasta un punto en el que el precio de estos productos sea lógico y no desorbitado, como sucede en algunos casos. Con más puestos de venta, más consumo y un mayor desarrollo del sector, será posible.

Por ello, la concienciación con los valores medioambientales es el principal paso para sensibilizar a los consumidores con este tipo de productos para que modifiquen sus hábitos de compra y sustituyan los productos convencionales por productos ecológicos.

Por otro lado, la divulgación. Muchos consumidores creen que los productos ecológicos se reducen a alimentación y algo de ropa. Nada más alejado de la realidad, pues prácticamente para cada producto convencional, existe una alternativa ecológica, y es labor de todos los que estamos concienciados y consumimos estos productos, ejercer el papel de divulgadores.

Por último, los beneficios que nos aportan. No únicamente a nivel de salud o medioambiental, si no también económico. El sobrecoste se ve compensado con la reducción del consumo de medicinas, ahorro en la factura de la luz, menor coste en la reutilización de materiales…

Por todo esto, hacemos un llamamiento para fomentar el consumo ecológico, el consumo sostenible y el consumo responsable, para modificar nuestros hábitos de compra y con ellos, construir un mundo sostenible, en el que el futuro sea eco-lógico.

, , , , ,

Consumo ecológico

Maletas ecológicas para un equipaje sostenible

28 jul , 2011  

En estos días en que muchos empiezan las vacaciones, otros las acaban y algunos les queda todavía algún mes para tenerlas, hay una palabra que, al igual que sucede con los helados, desaparece prácticamente de nuestras vidas el resto del año. Esta palabra es, maleta.

Como de Santa Bárbara cuando truena, nos acordamos de las maletas únicamente cuando vamos a irnos de viaje.

En las películas antiguas, podemos ver como nuestros abuelos llegaban a la ciudad con una maleta como único equipaje y muchas ganas de comerse el mundo. Actualmente, y debido a la situación económica, aunque muchos viajan y necesitan las maletas por necesidad, la gran mayoría lo hace por puro placer, por disfrutar del gran placer que es viajar y conocer y vivir experiencias diferentes a las que vivimos a diario.

Y otra de las preocupaciones que por suerte cada día es mayor, es la preservación y cuidado del medioambiente a través del consumo ecológico.

Y en el mercado, podemos encontrar diversas maletas ecológicas, que nos acompañarán en nuestros viajes, y además estaremos colaborando a conseguir un mundo sostenible eligiéndolas.

Una empresa que nos ofrece la opción de elegir maletas ecológicas es Roncato, con su modelo  Roncato Light, en el que han hecho más delgada la capa de plástico y los materiales de los que procede son totalmente reciclables.

maleta ecológica, maletas verdes, maleta ecodiseño

Maletas ecológicas para un equipaje sostenible y verde

Fuente imagen: http://www.distrito22.es/blog/2011/02/roncato-light-la-maleta-ecologica/

 

Y también, si somos un poco manitas, podemos recurrir a algún objeto que tengamos por casa y reconvertirlo en una maleta, dándole una segunda oportunidad mejor que estar en un rincón acumulando  polvo, como por ejemplo un bidón de gasolina.

maleta ecológica, maleta reciclada, maleta ecodiseño

Maletas ecológicas para un equipaje verde y eco-lógico

Fuenta imagen:http://www.neomansland.fr/prod-774-gascase___valise.html

 

, , , , ,

Consumo ecológico

¿Por qué soy productor y consumidor de productos ecológicos?

26 jul , 2011  

Hoy contamos con la colaboración de Álvaro, un gran amigo de queremosverde.com y que ha escrito un artículo muy interesante en el que reflexiona sobre todo lo que entraña la producción ecológica y el consumo de este tipo de productos.

¿Por qué soy productor y consumidor de productos ecológicos?

PARTE 1

Hay quien piensa que la agricultura ecológica es una moda o una frivolidad y mientras tienen ese pensamiento, la industria, la agricultura y la ganadería convencional están arrojando toneladas de productos tóxicos de difícil o nula asimilación. Los acuíferos de los Alcores y casi todos los del país están envenenados por esta acción. Para producir unos tomates, calabacines o cualquier otro producto el agricultor convencional requiere destruir toda la biodiversidad que hay en su entorno, para ellos una simple brizna de hierba es un enemigo, por ello combinan distintos herbicidas y distintas labores agrícolas que dejan yermo todo el campo de cultivo. No sólo matan la hierba, también matan miles de animales y rompen la cadena alimenticia y regenerativa de la naturaleza. Al no regenerarse tienen que reforzar la tierra con abonos sintéticos que envenenan aún más los acuíferos y la tierra yerma. Rota la acción regenerativa y muerta la biodiversidad tienen que combatir las inevitables plagas con múltiples y cada vez más agresivos insecticidas. Más veneno, y suma y sigue… Si a todo esto sumamos los productos acelerantes, retardantes y los empleados para que el producto adquiera el aspecto ideal de color y brillo para que nos entren por los ojos, al final, ¿qué es lo que estamos comiendo?

¿Sabéis que el mar, en el que finalmente convergen todos los residuos empieza a dar señales de agotamiento y que la ganadería es uno de los máximos emisores de efecto invernadero y uno de los principales consumidores de productos farmacéuticos?

Insisto, ¿qué estamos comiendo y a qué precio? Si al precio que salió el producto se le suma el daño que se provocó al ecosistema, el precio de los daños que va a provocar en nuestro organismo, al de nuestros hijos o familiares, y el sufrimiento que todo ello, inevitablemente lleva consigo, ¿a cuánto nos va a salir el producto? Te aseguro que carísimo, infinitamente más que cualquier producto ecológico, que por cierto, si nos organizamos no tiene por qué costar más que los productos convencionales.

Muchos consumidores de productos ecológicos se acercan a este consumo por el sabor de sus productos pues le recuerda sabores ya casi olvidados de su infancia. Eso está muy bien, pero el consumo ecológico abarca mucho más. Es una cuestión de supervivencia del planeta y de nuestro organismo, tarde o temprano este envenenamiento tendrá consecuencias gravísimas.

Unidos en el despertar, Álvaro

, , , , , , ,

Consumo ecológico,Vida sostenible

Una tienda ecológica, vista desde dentro

19 jul , 2011  

Hoy os traemos un podcast en el que podéis escuchar una entrevista a Antonia Ramos, que conoce desde dentro el mundo de las tiendas ecológicas, y en la que a pesar de tener un par de año, nos ofrece una visión diferente pero muy cabal de lo que supone el consumo ecológico.

, ,